Se limitan los hoteles en Barcelona

El Ayuntamiento de Barcelona ha anunciado que no concederá la licencia al grupo inversor Praktik para construir dos grandes hoteles en Drassanes. El gobierno basa su decisión en la reciente sentencia del TSJC que anula el Plan de Usos de Ciutat Vella del año 2013, con el cual la cadena hotelera había defendido hasta ahora la legalidad de su proyecto. La teniente de alcalde de Urbanismo, Janet Sanz, interpreta que la sentencia es ‘demoledora’ porque ‘determina que aquello que esté en marcha, pendiente de obtener la licencia, no podrá obtenerla’. Sanz ha avanzado que el gobierno revisará todos los permisos hoteleros concedidos de acuerdo con el Plan de Usos que CiU aprobó el 2013, mientras insta los responsables de Praktik a sentarse con el gobierno y los vecinos para definir qué se podrá construir ahora en el solar de Drassanes.

El gobierno de Barcelona entiende que la sentencia del TSJC es una ‘confirmación’ de las ‘dudas jurídicas y técnicos’ que planeaban sobre el proyecto de la cadena hotelera Praktik para construir dos hoteles de 200 plazas al solar de Drassanes. Al mismo tiempo, concluye que significa una ‘victoria’ para los vecinos que se oponían a la apertura de estos establecimientos, y que habían denunciado presuntas irregularidades ante la Oficina Antifraude y el Sindicato de Agravios.

Por una ciudad más equilibrada

Janet Sanz ha destacado que el Plan de Usos que el gobierno de Xavier Trias aprobó en 2013 marcaba como objetivo equilibrar los hoteles con el derecho a la vivienda, pero a la vez el articulado permitía incrementar un 345% el número de plazas hoteleras. ‘Era una herramienta arbitraria’, ha afirmado Sanz, que ha definido el Plan anulado por la justicia como una ‘chapuza urbanística que no respondía a los intereses generales’.

La teniente de alcalde de urbanismo ha advertido que la nulidad del Plan de Usos y la consiguiente denegación de licencias a Pràktik que ha decidido el gobierno pueden comportar una indemnización a la cadena hotelera. ‘La normativa permitía unos derechos que generaron las expectativas de un promotor, y ahora se ven frustradas’, ha explicado, sin detallar qué puede ser la cantidad económica de estas indemnizaciones.

Al mismo tiempo, el gobierno también ha señalado que la sentencia del TSJC comportará una revisión de todos los proyectos hoteleros autorizados en Ciutat Vella de acuerdo ambl Pla de Usos del 2013, si bien la regidora del distrito, Gala Pin, ha matizado que esto no comportará la revocación automática de las licencias. ‘Tenemos que analizar caso por caso. Las revocaciones no son tan sencillas’, ha subrayado la regidora.